Con pocas ventas forwards enero puede ser un mes de definiciones para la gruesa

Patricio Lagger – BLD S.A. | INFORME ESPECIAL PARA AGROEDUCACIÓN

La siembra de la gruesa en Argentina se encuentra en su tramo final, luego de haberse visto entorpecida por las lluvias generalizadas del mes de diciembre.


Según la Bolsa de Cereales, la siembra de soja ya cubrió el 83,3% de las 17,9 M Ha proyectadas, mientras que el maíz alcanzó el 73% de las 5,8 M Ha estimadas. Así las cosas, todo parece indicar que vamos camino a una gran cosecha enmarcada en un primer trimestre con lluvias por encima de lo normal. Esperemos que no se sufran pérdidas por anegamiento pero sin dudas el Niño es bienvenido luego de la tremenda seca de este año.

En cuanto al panorama comercial, vemos con cierta preocupación el bajo nivel de ventas para la nueva campaña, fundamentalmente en soja. Hasta la semana pasada, datos oficiales confirman compras realizadas por la exportación y la industria de 3,5 Mtns de las 53 Mtns proyectadas, un 50% menos que lo comprometido a igual fecha el año pasado. El maíz, por otro lado, acumula compras por 5,3 Mtns, un 12% de la producción estimada.

Es entendible que el productor no quiera vender soja a u$s 240 y maíz a u$s 140 para la nueva campaña luego de haber visto valores un 20% superiores durante varios meses. En el medio tuvimos la guerra comercial entre EE.UU. y China que infló las primas fob en Sudamérica y los efectos de la seca en Argentina que le dieron soporte a los precios locales. Sin embargo, con el correr de los meses el mercado fue ajustando en precios los grandes stocks de soja sin vender en EE.UU. y la perspectiva de una fuerte recuperación de la producción en Sudamérica en el contexto de un año Niño.

Las últimas noticias parecen indicar que la tregua comercial entre EE.UU. y China iniciada en la reunión del G-20 en Buenos Aires comienzan a abrir un camino de soluciones. Este mes se reactivaron las compras chinas de soja americana, anotándose compromisos de casi 3 Mtns. Si bien no es suficiente para una fuerte recuperación en Chicago, es un indicio de que puede haber una solución al conflicto en lo que afecta a la soja. El país asiático también estaría permitiendo importaciones de arroz desde EE.UU. por primera vez en su historia y está contemplada una nueva reunión cara a cara entre Trump y Xi Jinping el próximo mes.

Por otro lado, el mercado está empezando a tomar nota de la falta de lluvias registradas en Brasil durante el último mes que habría dañado el cultivo de soja en los principales estados productores (Mato Grosso, Mato Grosso do sul, Paraná, Goias). Estiman que el rinde Paraná y Mato Grosso do Sul podría caer hasta un 10%, con pérdidas de producción de hasta el 20% en las zonas más afectadas.

Estas dos noticias van a generar movimientos de precio en los granos durante el próximo mes. Recomendamos a los productores que estén atentos a los vaivenes del comienzo de año porque si el mercado no encuentra motivos para subir lo que va a quedar en una gran oferta mundial de soja y China saliendo a buscar soja brasilera en plena cosecha, lo cual es muy distinto a lo que ocurrió este año cuando la guerra comercial estalló fuera de cosecha en el hemisferio sur. No esperaría por este motivo que volvamos a tener las primas sobre Sudamérica que vimos hace unos meses.

En la zona de los u$s 250 vamos a recomendar anotar ventas acompañadas con compras de Calls para seguir cubiertos. Hoy existen herramientas sintéticas llamadas OTC que permiten vender a u$s 250 bajo ciertas condiciones de fijación. De todas formas, enero puede ser un mes para empezar a tomar decisiones de venta o cobertura pensando en la nueva campaña.

¡A estar atentos entonces!

Feliz 2019 para todos nuestros lectores.

 

Patricio Lagger – Responsable de Análisis de Mercados en BLD S.A. | Docente de Agroeducación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


TOP